...Cosas que pasan...

Resultado de imagen para peninsula de paraguana






CUENTOS  -  RELATOS  -  NARRACIONES  -  POEMAS  -  NOVELAS
#CuentosdeBernardo  -  #CortosenRelatos  -  #RelatosdeBernardo
@Belbaltodano  +BernardoEnriqueLópezBaltodano  belbaltodano.blogspot.com








-      …En aquella época era un vendedor de los que consideran: “Viajero”  y me tocaba atender la zona del estado Falcón…Desde Mene Mauroa, pasando por todos los pueblos a un lado u otro de la carretera que lleva desde Maracaibo hacia: Coro, y me tocaba esa semana atender, la península de Paraguaná  -Con mi pernocta en Punto Fijo-  así que habiendo visitado ya todos los pueblitos (Adícora, Pueblo Nuevo y Judibana) me disponía a retornar a mi casa…Pero primero debía pasar por la casa del “Ñaño” (Un ex compañero que con el tiempo se radicó en: Pueblo Nuevo, en la península de Paraguaná.) y para esto ya me había invitado a que pasara por su casa, dormir en su hogar y al día siguiente, partiéramos de regreso a Maracaibo.
Y así hice…
Llegué a su casa, ya casi anocheciendo. Y muy amablemente él y su esposa, me invitaron a dormir en uno de sus cuartos.
Recuerdo que casi al tocar la cama…Caí en un sopor…
Pero en diversas ocasiones me desperté sobresaltado…
…Escuchaba sonidos, opacos…Allá a lo lejos, que parecieron que de pronto se me permutaran muy cerca de mí…
De repente…Escuché una especie de jadeo…Animal. ¡Sólo que no pude distinguir ¿…Qué clase de bestia sería…Acaso un lobo…?
…Un temblor que me empezaba en las plantas de mis pies y que poco a poco iban ascendiendo por mis rodillas…Y…De repente me encontraba tiritando…
¡¿…Qué me estará pasando…?! – No acertaba ninguna lógica en mí…Si apenas mi cabeza se había posado sobre la almohada… ¡Y zas! Había caído rendido.
El caso es que pasé gran parte de la noche…Que no me atrevía a levantarme de esa cama…
¡Hasta que el nuevo día, fue venciendo esas sombras tan atroces!
Me levanté y me hice la promesa de no informar nada al respecto. Cosa que cumplí.
El mencionado amigo, se colocó en el puesto del copiloto              -adelante-  y a su esposa y sus hijas, atrás. Partimos muy de mañanita.
Ya pasando Coro y dirigiéndonos a la población de: Sabaneta de Coro, su esposa comenzó a narrar sobre varias experiencias sobrenaturales que ella había pasado. (No entendí nada…Pero…)
Con pasmosa seguridad   -y con el rostro inundado en terror-  me hizo partícipe de varios de ellos. Narró experiencias pasadas relacionadas a actos de brujerías. ¡Es mas me aseguró que tanto ella como su marido y su propia familia, tenían muchas vivencias!
…Le dije…Que bueno, yo, en lo personal…Poco sabía de esos temas (Salvo lo que veía en la tele, o en el cine…O porque algunas personas así me lo contaban. Pero que yo…Poco sabía de ese tema en especifico.)
…Bueno el viaje se fue haciendo entretenido. Animado por sus muchas narraciones. (Me mantenía en una expectativa…)
El caso es que para cuando ya habíamos llegado al puente sobre el lago de Maracaibo, me propuso…
-      ¡Mira, yo conozco un brujo! Es una joya. ¡Ni siquiera tienes que hablarle nada! Sólo te sientas…Y él te va diciendo tu pasado, tu presente ¡Y hasta tu futuro! (…Y quién quita que de repente…Te lleve hacia una chica, que podría ser tú…Esposa…)
-      ¿…De verdad…?
-      ¡Si! Es mas, ni siquiera vas a tener que pagarle nada ¡Nosotros te lo vamos a pagar! (Me aseguró mientras le hacía señas a su marido…Y este al percatarse…Accedió en el acto.) – Bueno.
Accedí. A decir verdad, no estaba muy contento que digamos…Pero…  ¡Acepté!
Al llegar a Maracaibo…Me fue guiando.                                    Zona por zona. Calle por calle.
Y cuando llegamos al fin, ella mismo nos guió, a su marido y a mí, y hasta nos indicó el sitio qué deberíamos tomar.
…Y una vez que colocó a su marido delante de mí…Nos hizo una seña y nos indicó que esperáramos mientras ella entraba a hablar con el dichoso curandero.
Cuchicheó algo. No sé qué. Y a los pocos minutos, salió muy sonriente indicándonos que en unos momentos nos llamarían.
Y allí nos quedamos. Callados.
…Pero al transcurrir unos minutos, el Ñaño me propuso…
-      ¡Chico para que no te estés creyendo que hay trampas…!
Pasa primero… (Y levantándose de su silla, nos intercambiamos de puestos. Me puso de primero.) Así…No te va a quedar dudas de que yo le voy a decir algo al tipo ese… - Me pareció bueno. Y nos callamos, seguimos en la espera…
Transcurrido unos dos minutos mas, escuchamos cuando el que estaba adentro, llamó al que estuviese primero…
…Y en este caso…Era yo…
-      ¡Ya sabes…No digas nada! Él te va a decir todo… - Me susurró.
Entré. Callado. El hombre me indicó que me sentara.
…Y me dijo…
-      No tienes que decirme nada. – En el acto prendió un tabaco y soltó múltiples bocanadas de humo (Qué me hicieron estornudar…Lo siento, pero no puedo evitarlo…Él elemento ni me miró, me hizo señas de que me callara.)…Y eso hice…
-      ¡Mira! Tú vives a orillas del mar. (¿Yo…? ¡Imposible, yo vivo en Maracaibo…Pensé…Claro sin decirle nada.) ¡Aquí aparece que vives muy cerca del mar! Aunque no eres pescador… (Aspiró de nuevo su enorme tabaco y expelió la humareda…Tanta, ¡qué me hizo toser de nuevo!)
El tabaco no miente. Él es muy chismoso…
Y me indica…Qué tú eres un hombre casado (¿…Yo…? Pero si ni siquiera tengo novia…Pensé en el acto, pero sin decirle nada.)
…Y tienes…Una…No… ¡Dos hermosas nenitas! ¿…O lo vas a negar…? (¿No será el Ñaño…? Pensé incrédulamente.)
…Y aquí aparece que tú esposa te ama con locura… (Y fue cuando me levanté del asiento, ya no podía tolerarlo mas…)
…Y le grité…
-      ¡Mira te estás equivocando de hombre! …Al que te estás refiriendo… ¡Es mi amigo Ñaño! Ya te lo llamo (Y salí llamándolo e informándole…
-      Ñaño…Al que está describiendo es a ti…No a mí! – Y salí como un loco, sin mirar atrás. Me monté en mi carro y esperé a que este matrimonio saliera…
A los pocos minutos salieron apenados. El amigo se deshacía en excusas…Le indiqué que ya venía muy cansado. Y que no deseaba tratar mas nunca ese tipo de temas…Con ellos.









Nota:
Internet utiliza cookies para optimizar la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.
Si continúa utilizando este sitio, asumiremos que está de acuerdo. ¡Gracias por su preferencia!


(Enviado al Blogs.)

Las leyes de la Unión Europea exigen que le brindes información sobre las cookies utilizadas en tu blog a los visitantes de la UE. En muchos casos, también exigen que obtengas consentimiento.

Como cortesía, agregamos un aviso a tu blog para explicar el uso de Google de determinadas cookies de Blogger y Google, incluido el uso de cookies de Google Analytics y AdSense.

Tú tienes la responsabilidad de confirmar que este aviso realmente funcione para tu blog y que se muestre. Si usas otras cookies, por ejemplo, si agregaste elementos externos, es posible que este aviso no funcione en tu caso. 
Obtén más información sobre este aviso y tus responsabilidades.
Se modificó tu configuración de HTTPS. Ahora, todos los visitantes pueden ver tu blog mediante una conexión encriptada si visitan https://belbaltodano.blogspot.com. Los vínculos y marcadores existentes a tu blog seguirán funcionando. Obtén más información.